Gafas que están de moda, y cómo maquillarnos si usamos gafas.


Las gafas son actualmente un complemento it. Curioso, tratándose de algo que sirve para corregir un defecto, en este caso de la vista. Para las que no tenemos otra opción que usarlas, es maravilloso explorar todas las opciones que nos ofrece la moda, pero no entiendo el afán de meter unas gafas a la fuerza si no nos hacen falta. Será porque tras tantos años con ellas, daría lo que fuera por no tener que usarlas. En todo caso, la gafa es algo que normalmente llevamos a diario, y más vale hacer una buena elección en el momento de comprarlas, procurando que nos queden lo mejor posible y nos vayan bien con cualquier estilismo. Si me acompañáis, le damos un repaso a lo que nos ofrece la moda en cuestiones ópticas...

LA CLÁSICA GAFA ESTILO WAYFARER


Iconos como el actor Johnny Depp o la blogger Louise Ebel fueron de los primeros que comenzaron a llevarlas antes de que todo se llenara de gafas de este estilo. Pasta negra gruesa, formas contundentes y diseño algo arriesgado, porque no favorecen a todo el mundo (al menos la Wayfarer original).


Este estilo tan vintage, y en principio, no muy femenino, empezó a calar primero entre subculturas como la indie, para posteriormente ser tendencia mainstream total. Incluso hay quien las lleva con cristales sin graduar para conseguir el "toque interesante" que otorgan. Es una locura la que se ha llegado a liar con estas gafas, elemento principal del estilo geek o nerd.


Irrumpieron en el mercado óptico desterrando totalmente las gafas cuadraditas y alargadas de pasta que hasta ese momento llevaba casi todo el mundo (cero favorecedoras a mucha gente, pero bueno), y su gran éxito hizo que todas las casas de moda sacaran su lectura de la mítica Wayfarer de Ray - Ban. Así encontramos varias versiones suavizadas de este estilo, donde se juega con formas, colores y tamaños y donde, ahora sí, hay cabida para cualquier tipo de rostro. Por suerte.


Yo tengo dos pares de este tipo de gafas, y recomiendo buscar una opción light de este estilo. Algo más cuadradas y amplias que el modelo original favorecen mucho más, y también tendremos que buscar un tamaño que se ajuste. Ni muy grandes, ni muy pequeñas. También favorece más un marrón que un negro absoluto, que endurecerá los rasgos.


Pero ojo, porque una vez elegida nuestra gafa, habrá que buscar la manera de llevarlas de la forma que mejor nos quede. Esto es, con un buen maquillaje. Si os fijáis, la mayoría de las chicas a las que favorece este estilo van maquilladas de una forma concreta. Los anuncios de gafas nunca muestran a chicas con la cara lavada, porque para que la gafa quede bonita, hay que marcar muy mucho el ojo.


Si la montura es negra, el truco es usar mucho eyeliner, dibujar la forma del ojo ensanchando el liner a medida que nos acercamos al rabillo del ojo, y emplear sombras de colores naturales, marrones y beiges. Para la boca, mejor un tono intenso, rojo o granate, para no centrar toda la atención en las gafas. En resumidas cuentas: maquillaje pin-up para feminizar al máximo nuestro aspecto sin recargar.


Si la montura elegida es de otro color, como Carey (muy de moda y muy muy bonito y favorecedor) o tonos nude, podemos usar otros colores más naturales para la boca y relajar un poco el empleo del delineador. Al ser colores menos contundentes, no nos hará un efecto tan potente en el rostro. Eso sí... hay que disimular bien las ojeras, así que echad mano de vuestro corrector antes de poneros las gafas.



La cosa funcionaría de la siguiente manera:

g1

g3

g4

OJOS DE GATO

Tendencia arriesgada que se impone poco a poco en la moda óptica. Ultrafemeninas, sensuales, bonitas... merece la pena atreverse con unas de estas gafas.


La ligera elevación del ángulo exterior de la montura sugiere un aspecto muy femenino, y bastante retro, tipo años 50



En el mercado tenéis de muchas formas y colores, aunque a mí como más me gustan son de pasta, en tonos negros o carey y sin demasiado pico. También es tendencia la montura metálica, aunque sinceramente, veo mucho más juvenil una montura de pasta.


El tamaño varía desde las más pequeñitas hasta las XXL. Si tu cara y tus rasgos son grandes, mejor una gafa grande, y viceversa si tienes una cara pequeñita. Para rostros alargados, la gafa redondeada será la que más favorezca, y al revés con rostros redondos. Un rostro ovalado se podrá permitir casi cualquier cosa.




Una vez más, el maquillaje dependerá del color de la montura. Aunque sigo apostando por buenas dosis de eyeliner modelando el ojo (aunque esta vez, sólo en el párpado móvil), un buen rojo de labios, y sombras discretas o inexistentes. Los maquillajes pesados, como ahumados o de colores intensos, no casan bien con las gafas (demasiado "pegote") y cuidado con los complementos como pendientes, pueden recargar mucho nuestro aspecto (yo prefiero no usarlos si llevo gafas).


g2

g5



GAFAS XXL

Ahora mismo la tendencia son gafas redondas y pequeñas (que no me gustan nada) y también redondeadas pero XXL. Pueden ser monas si tenemos el rostro y los ojos grandes, o si queremos llevar a propósito un look muy retro y atrevido.



Yo creo que es mejor que una gafa sea un poco más grande de la cuenta, en lugar de más pequeña. A la mayoría de las personas les espantan las gafas grandes por el mero hecho de serlo, pero una gafa demasiado pequeña es algo espantoso, hace el ojo más pequeño, y si tenemos bastante dioptrías ya no os cuento... la verdad es que la gente tira a hacerse con gafas pequeñas y no siempre quedan tan bien.



Una gafa ligeramente sobredimensionada puede dar un aspecto muy interesante, inocente y sensual, nada que ver con la oleada masiva de gafas minúsculas y cuadradas que no sé por qué todas las ópticas se empeñan en meternos.



Si te vas a comprar unas gafas XXL, juega un poco con el color, busca un tono que no sea el negro rotundo y suavizarás más tus rasgos. Opta por colores neutros, y huye del blanco (salvo en contadas ocasiones, no lo veo nada bonito en gafas) y de los colores estridentes, neones o muy llamativos, que ni integran bien el conjunto del rostro ni pegan con la mayoría del armario.



Aquí el maquillaje se centrará, primero, en disimular la ojera, y luego en maquillar el ojo con sombras de nuevo neutras (beiges y marrones). Un buen rimmel o pestañas postizas quedarán fenomenal en estas gafas, y de nuevo, el ojo muy delineado, por fuera y por dentro, para hacerlo más grande. Los labios pueden ir en rojos o fucsias, pero en tonos naturales lograremos un look aniñado y encantador.


g6


¿Lleváis gafas? ¿Cuáles son vuestros estilos favoritos? ¿Soléis cambiar de gafas con cierta frecuencia?

4 comentarios:

  1. Yo me quería agenciar unas Wayfarer de sol. Me parece que le quedan bien a todas las gafas. Y dan un toque de lo más interesante. ¿No te parece?

    ResponderEliminar
  2. Son muy chic, peeero solo están bien si no tienes la cara pequeña y redonda, eso no favorece al visagismo del rostro.
    Lo que yo quiero son unas gafas de este estilo pero de sol. No estaría mal un post como este pero con las de sol ;)
    Besitos!

    http://thelifeisviolet.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  3. nos ha encantado el post! :)
    Te invitamos a pasar por nuestro blog para descubrir nuestras creaciones, y si te apetece y estás el sábado en Madrid, te invitamos a la fiesta que haremos en nuestra tienda para celebrar el primer aniversario en The Suitcase (calle Madera 20, Madrid) www.thesuitcasemadrid.blogspot.com

    ResponderEliminar

Quizás también te interese...